«Ozono para la vida» es el lema de este año para recordar la responsabilidad de todos los ciudadanos y sectores, de cuidar esta franja de gas que protege la Tierra de los efectos nocivos de los rayos solares, contribuyendo así a preservar la vida en el planeta.

AgroAmérica, a través de sus prácticas responsables en sus plantaciones de banano y aceite tropical y de acciones voluntarias con alianzas locales, contribuye a la preservación de la Capa de Ozono y el medio ambiente.

Carbono neutral (carbon negative)

Según la organización internacional WWF, en su artículo “Planting on degraded lands”, la palma de aceite tiene capacidad de fijar y/o absorber 15 toneladas métricas de dióxido de carbono CO2 por hectárea. Es decir que es carbono neutral, ya que la cantidad de toneladas de dióxido de carbono que fija la palma es mayor al total de emisiones generadas por las actividades agrícolas e industriales. En Guatemala, la emisión de gases efecto invernadero por la producción de aceite de palma, representa únicamente el 0.45% de las emisiones totales de la nación.

En AgroAmérica conservamos más de 972 hectáreas de bosque en nuestras plantaciones, lo cual contribuye a un equilibrio ambiental y reduce los gases efecto invernadero, mitigando así el calentamiento global, indicó Fernando Bolaños, CEO de AgroAmérica. Según un informe de WWF los bosques fijan un billón de toneladas de carbono. Estas prácticas contribuyen a la preservación de la Capa de Ozono

Reforestación en AgroAmérica

AgroAmérica ha implementado programas de reforestación durante varios años. En 2019, reforestó 11.27 hectáreas en las riberas de varios ríos de Guatemala, en alianza con el Consejo Nacional de Áreas Protegidas de Retalhuleu, comunidades aledañas y trabajadores voluntarios de la empresa. Estas acciones de reforestación han ayudado a la conservación del agua, la flora y fauna, que conforman el ecosistema; a la reducción de inundaciones y la emisión de gases efecto invernadero.

Agroaceite, subsidiaria de AgroAmérica, es la cuarta empresa a nivel mundial, tercera en Latinoamérica y primera en Centroamérica en obtener la certificación RSPO Next, agregó Bolaños. Esta certificación hace énfasis en la No deforestación, No plantaciones en suelos de turba, Reducción de gases efecto invernadero, Respeto a los Derechos Humanos, Trazabilidad y Transparencia a todo nivel organizacional. Esta norma proporciona una serie de criterios avanzados que superan el estándar de la RSPO.

Tecnologías de punta en plantas de aceite tropical de Agroamérica:

Las tecnología utilizadas en las plantas procesadoras de aceite tropical de Agroamérica ayudan a preservar el medio ambiente y la capa de ozono.

Caldera de biomasa:

La energía que se genera con la biomasa es una de las más renovables y beneficiosas para el medio ambiente. Con la biomasa se genera energía limpia y cubre la demanda de la energía eléctrica para la planta procesadora de aceite tropical de Agroaceite. La caldera de biomasa se encuentra conectada eléctricamente al Sistema Nacional Interconectado -SNI- al cual están interconectadas todas las plantas de generación en Guatemala, permitiendo así la producción, distribución y consumo de energía eléctrica generada por la caldera.

Calderas de Biomasa

Biodigestores

El agua que se utiliza dentro de las plantas procesadoras de aceite de AgroAmérica no proviene del río, sino se extrae de un pozo y permanece en un circuito cerrado. Luego de utilizar el agua, ésta se integra a biodigestores. Los biodigestores son contenedores que procesan y reducen la materia orgánica por un proceso anaeróbico y aeróbico.

Conoce más de nuestros programas de conservación del medio ambiente y nuestro Reporte de Sostenibilidad de Aceite Tropical 2019. 
Biodigestores